Spoiler 6F

La spoiler del 6F estaba sentada en segunda fila. Cayetana Álvarez de Toledo anunció con su colocación, presencia y gestos la sentencia y la condena que vendrá. Como en los platós televisivos en los que el regidor se encarga de sentar al público que más le conviene a tiro de cámara, la que se podría antojar (por similitud estética) como hija de Trump o sobrina de Marine Le Pen compartió el plano (protagonismo) con los tres acusados. El mensaje subliminal parecía astutamente orquestado. SEGUIR LEYENDO

C4BHXtLWYAAyMqI

Hoy en Fot-li Pou…

Ante la insistente negativa del actual president Puigdemont de no querer postularse como candidato a unas más que probables y próximas elecciones en Catalunya, el PDeCat ha salido al paso del debate externo de quién debe representarlos con un viejo deje pujolista: “això no toca”. Pero estéticamente, por ahora, sólo tienen tres perfiles activos: Carles Puigdemont, Artur Mas o Neus Munté. Tres estilos que, a no ser que suceda algo extraordinario, no aseguran la gloria del gobierno, pero sí un premio de consolación: liderar la oposición o evitar la debacle del partido… Continuar leyendo 

 

mas-puigdemont-y-munte-pdc-78957

Joana Ortega a la Fiscalía: “Dirty Lips Mood”

“Dirty lips mood”. El mensaje de Joana Ortega, tras conocer que la fiscalía pide 9 años de inhabilitación para ella e Irene Rigau y 10 para Artur Mas por el 9N, lo ha transmitido a través de su camiseta al más puro estilo cupero. Y si parecía chocante la camiseta pancarta con lentejuelas (la carga sexual del contenido sorprende en una mujer que representó durante años a un partido democristiano), el resto del look no tenía desperdicio. Al abrir plano, pantalón pitillo con tachuelas y sandalias de cuña tamaño #comomecaigadeahíalalecheesconsiderable (también conocidas como “andamios S3″). Un horror que sólo tiene explicación si uno sabe que Joana Ortega ahora se dedica a la moda (tiene un showroom con un italiano) y eso en este país (da igual al que se refieran: Catalunya o España) sólo conlleva aberraciones estilísticas como la de la ex vicepresidenta. Ahora, tal vez Ortega sólo pretendía castigar visualmente a los poderes estatales… Pero si era ese el objeto, reto no conseguido: el horterismo de los Madriles es insuperable.

Si alguien quiere hacerse con la camiseta de Joana Ortega, aquí está el enlace (59,75€). 

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Desayuno con Fernàndez

De esas citas que desearías que no acabaran nunca (#allarguemelprusés). Porque aunque tenéis estilos muy distintos, te encanta que est-éticamente el otro sea lo opuesto a ti (#transversal). Habéis congeniado, sabéis que hay atracción, pero ninguno de los dos se atreve a dar el primer paso (#acord). Y aunque estéis bajo un sol de justicia (#constitucional), eternizas la despedida (#mociódecensura). Uno disimula su cortejo mirando hacia el vacío (#PDC), pero sus pies siguen inmóviles en aquella baldosa (#govern). El otro lo admira fijamente y se le escapa una sonrisilla tontona: está más guapo (#persistente) que nunca. Las señales de tráfico (#destino) te recuerdan que estás en zona residencial (#estatopresor), que sólo se debe avanzar a 20km/h (#anavemlentsperqueanavemlluny), que tiene preferencia cualquier otro peatón (#navarrovascoandaluzextremeño) y que no puedes atropellar al niño que no para de joder con la pelota (#serrat). Pese a todo, lo amas y quieres hacer una locura: ¡vayámonos a vivir juntos y abandonemos a nuestras respectivos (#independència)! El local comercial está disponible (#embargado?). Vaya, por aquí se ve que no hay salida #TCsuspènfullderuta. Continuará…

Captura de pantalla 2016-08-02 a las 16.35.03

CDC ya es “nueva política”

La forma sólo es un fiel reflejo del fondo. Tras un apaño de chapa y pintura superficial (CDC-PDC, corbata-sin corbata), las heridas no tardan en salir de nuevo. Porque no es que las apariencias engañen, es que no sabemos (o no queremos) interpretarlas. Y en esta obsesión que viven hoy los partidos españoles y catalanes por querer rejuvenecer, el propósito no parece ser actualizar, mejorar, reformular o desenpolvarse… No, sólo se trata de idiotizarse (los gobernantes son un fiel reflejo de la sociedad). La ideología, los principios y los valores brillan por su ausencia y la estética (indumentaria, escénica, protocolo…) lo constata. Este fin de semana hemos experimentado (sufrido) la de CDC en PDC. Entre la vieja y la nueva política, algunos simplemente se conformarían con otra política (diferente).

#sherpas La nueva política consiste en echarse una mochila al hombro. Si eres de izquierdas, la llevarás con las dos asas colgadas como si te dispusieras a escalar el Himalaya #nosoissherpas o como si todavía asistieras a segundo de primaria con el bocadillo de salami envuelto en papel de plata. La excusa del progre para utilizar este sistema de portacargas y no otro es que “así no te dañas la espalda” (sí, claro, porque dentro de la bolsa, además de un ipad, transportáis ladrillos, no te fastidia).  Si eres liberal, de centro o socialdemócrata (leñe, de derechas), sólo utilizas una correa en plan #soyelchicomásmolón de todo el insti. ¿La excusa para el conservador? “Es que con la vespa es súper cómodo, ¿sabes?” Sé que después de la visita de Obama a Madrid vais a echarme en cara su primer viaje como “mochilero” a la capital española. De excursión, se permite y es recomendable. Ahora bien, observaréis que como presidente haya optado por otras opciones más de adulto (¡creced!).

Nota (només per fotre): La tendencia, en la política española, la introdujo Jorge Moragas (PP). La debió copiar de la serie El ala oeste de la Casa Blanca. Allá vosotros ahora con vuestra conciencia…

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Read More