sorrodriguez

Sor Rodríguez promociona al Corte Inglés

Que la cosa está muy mala y uno en la cama no para a de darle vueltas al coco para seguir subsistiendo o dejar de penar definitivamente. Y entonces se te ocurren ideas dispares, geniales a las cuatro de la mañana pero que cuando avanza el sol a lo largo de la jornada se disipan como un terrón de azúcar en el relaxing with a cup of cafe con leche. Por eso, no descarto que a la portavoz de los socialistas en el Congreso le haya dado por presentarse a alguna oferta de dependienta en El Corte Inglés y he ahí el atavío de hoy para criticar los presupuestos de Montoro.

PD. Si a la vicepresidenta, para acortar, la abrevio con el S3, a la socialista, con el casquete mafalda que se me ha puesto, le toca Sor Rodríguez.

sorrodriguez

sorayas

Te doy mis ojos

Lo más amable que se han dicho esta mañana la vicepresidenta y la portavoz del PSOE en el Congreso es «te has dejado las gafas» y «gracias». Y es que después de que Soraya Rodríguez volviera a amenazar al PP con una moción de censura y S3 le soltara, más o menos, un «hazlo bonita si tienes lo que hay que tener», las tocayas se han visto obligadas a dejar los rifirrafes parlamentarios a un lado y demostrar cierto civismo. Al subir al atril, S3 se ha encontrado las lentes de su tocaya y se ha acercado a la bancada socialista para devolvérselas. Un gesto aparentemente inocente pero que no deja de antojarse como un «te presto mi noción del mundo porque con la tuya estás perdida, monina». S3 (1) – SR (0).

El cumple de la Consti

Como cada seis de diciembre, los políticos españoles sacan sus mejores galas -lean ahí ya la ironía- para celebrar el aniversario de la Constitución (ese papel que firmaron hace más de 30 años, en el que en teoría se habla del derecho  «al trabajo y a una vivienda digna para todos los españoles», al que no se le puede cambiar ni un ápice, a no ser que al PP-POSE les sople el viento). En fin, veamos los modelos más destacados con los que nuestros dirigentes pretenden honrar a la carta magna.

Menudo susto me dio S3…  Creí  que llevaba escayolados ambos brazos y resulta que eran sus largos guantes de ante -es mucho decir- rosa palo a juego con una cartera deforme y vestido azul «me muero de frío por qué utilizarán tejidos de verano para prendas de invierno». 

Aquí pueden ver a nuestro flamante presidente con nudo perfecto y corbata bien colocada. Esas greñas despeinadas en la nuca, pero debidamente sujetas en la parte delantera por la crencha lateral.

 

Mientras el líder de la oposición hablaba (¿a nadie más le da miedo esta carpa cutre?), Soraya Rodríguez se atusaba el pelo -ojo al vestido- y José Bono -bonita corbata pero no pega con la camisa- intentaba controlarse para no quitarle el micro a Rubalcaba.

 

Y aquí el fenómeno de la fiesta (solo entró para declarar y se largó sin tomar nada). Cayo Lara, uno de los políticos más coherentes en indumentaria de este país -esto si que va en serio. Ayer, con y bufanda roja y chaqueta tipo Barbour  (ya podrían aprender las figuras que lo acompañan).

Homenaje a Peces Barba

A falta de actuar como oposición, el PSOE se dedica estos días a homenajear a los «grandes» socialistas y a evidenciar aún más que de esos  ya no quedan. Primero fue Felipe González y después, Peces Barba. Y para éste último, apareció Carme Chacón, de crema y floripondio feo en el pecho -el dramatismo constante de esta mujer me da dentera. También, la ex vicepresidenta Mª Teresa Fernández de la Vega acudió a la cita con su fashion look y sus altos tacones que solo hacen peligrar su inestabilidad física (en serio, creo que algún día se nos va a romper por la mitad). Para cerrar el trío, Soraya Rodríguez y su cansina chaqueta fucsia (querrá pasarse a UPyD) se atrevieron con un vestido minifaldero -un palmo por encima de la rodilla- de cremalleras laterales. Efectivamente, un cuadro.

 

Política y Moda en el 1 de mayo, ¡manifiéstate!

Manifiesto del vestir de izquierdas o cómo vestir para ir a una mani. Por ahí van los tiros (largos o cortos) y quizás el año que viene algún líder político y/o sindical tome nota de qué llevar o no llevar durante la jornada del 1 de mayo, el día de los trabajadores (desgraciadamente, pocos quedan ya).

Mientras Cándido Méndez opta por un look más obrero desde que surgiera la polémica por sus Rólex, Fernández Toxo aún se atreve a llevar americana en actos como éste. Por muy comunista que sea el rojo, el pañuelo así atado me recuerda a los San Fermines (como al toro, quizá sea su única manera de provocar al PP).

 

Soraya Rodríguez tampoco ha entendido que existe una vestimenta para cada ocasión. El traje de chaqueta con la camisa de color rosa palo y el collar estará muy bien para lucirse en el hemiciclo (o para disfrazarse de Sarah Palin) pero hoy no tocaba.

 

Rodríguez podría pedirle consejo a Elena Valenciano. Jeans, rebeca de punto, mochila y botella de agua (imprescindible). La camiseta hiperajustada es una seña de identidad de la socialista.

 

Pero si alguien sabe vestirse de izquierdas cuando toca, ese es Tomás Gómez. Para hoy, cazadora de ante marrón combinada con jersey de punto verde y camisa blanca.