Kate Middleton cambia a la británica LK Bennett por la española Mascaró

Kate Middleton fue el centro de las miradas en su primer servicio de Navidad junto a toda la familia real inglesa. Mucho se ha hablado del tocado en terciopelo berenjena, a juego con su abrigo, que lucía la duquesa de Cambridge. Pero convencidos, la mayoría de medios británicos, de que la joven de 29 años había vuelto a apostar para vestir sus pies por su firma preferida,  LK Bennett, lo cierto es que Kate se ha visto tentada por una marca española. Mascaró ya prepara una nueva edición del modelo, para mediados de enero, escogido por la esposa del príncipe Guillermo. Pero no ha sido la primera vez. Para los premios al mérito de los militares, la duquesa de Cambridge también se sirvió de una cartera de terciopelo negra de la firma hermana, Pretty Ballerinas. Además, en ocasiones especiales, para vestirse, tampoco le hace feos a la marca emblema española,  Zara.

 

Letizia va de dandy

Se ponga lo que se ponga será noticia. De todos modos, está claro que cuando la Princesa de Asturias se viste de Letizia Ortiz y deja de interpretar a propias y copiar a extrañas, gana. Eso es lo que ha sucedido en una de sus últimas comparecencias en Zarzuela cuando ha aparecido brillante y con un calzado muy masculino perteneciente a la firma Mascaró.  Un diseño oxford tricolor en gris terciopelo de inspiración Dandy que le devolvía carácter y personalidad tras unos meses complicados en su armario.

El mocasín de la princesa

El grupo Mascaró está encantado. Doña Letizia no calza otra cosa que no sea un modelo de la firma española (de momento, porque Belén Esteban y su marca están al acecho). El día de la banderita, la princesa de Asturias se decantó por un estilismo muy masculino y en el tuvieron cabida unos mocasines oscuros. Aunque no acaba de recuperarse de sus últimos desaciertos indumentarios, siempre acaba siendo portada.

El modelo de calzado de Doña Leticia cuesta 169 euros