VivienneWestwood

Julian Assange desfilará en la London Fashion Week

Aunque sigue recluido en su «pequeña prisión» en la embajada ecuatoriana de Londres, al fundador de Wikileaks siguen llegándole ofertas profesionales de lo más diversas. La última ha sido la de estrenarse como modelo en la próxima edición de septiembre de la London Fashion Week. Julian Assange lucirá piezas de la colección de Ben Westwood, hijo de Vivienne Westwood. Ya la mítica diseñadora le dedicó una edición de camisetas a Assange y se implicó por completo en su liberación. Sin duda, un buen reclamo mediático.

VivienneWestwood

SamCam y su fiestón fashion en Downing Street

Aunque el otro día se dejó caer por la London Fashion Week con estilismos discretos, anoche, en la recepción en su casa, la embajadora de la moda británica se hizo notar. Con un dos piezas en rosa y azul, de Roksanda Ilincic, recibió, en el nº 10 de Downing Street, a los más glamurosos fashionistas del mundo. Un cinturón plateado le sirvió a la primera dama  para no tropezarse con la larga falda recta y poder defender la industria de la moda inglesa como negocio de futuro.

Me encanta esta foto. El retrato de Margaret Thatcher, amenazante, por encima de tanta "pipiola" me hace mucha gracia...

SamCam, embajadora de la moda británica

Las pasarelas de moda internacionales (vamos, las de verdad) tienen un ritmo de desfiles asfixiante. Por eso, la embajadora de la moda británica, la esposa de David Cameron, lució en la jornada de ayer dos atuendos distintos. Por la mañana, Samantha Cameron optó por un traje chaqueta negra y camisa de Jonathan Saunders y, por la tarde, para el desfile de McQ, prefirió un vestido rosa palo. Serían las prisas, pero para el cargo de representante de la moda propia que ocupa, no fue su gran día.

SamCam invita al mundo de la moda al nº 10 de Downing Street

Anoche el número 10 de Downing Street se convirtió en el centro de la moda mundial. La primera dama británica organizó una recepción (al estilo Isabel Presley) para invitados VIP de la talla de Tom Ford o Anna Wintour (directora del Vogue América). También, por supuesto, acudieron los dueños de Topshop y Mark&Spencer. Vestida con un diseño de Jonathan Saunders, SamCam se convirtió en la mejor anfitriona.

Cuando la pasarela Cibelina monte una fiesta de este tipo (en La Moncloa) que me inviten, por favor.

La primera dama británica con la directora de Vogue América, Anna Wintour.

 

Con el genio Tom Ford

 

Samantha Cameron con el Sr. Topshop

 

Samantha Cameron en la London Fashion Week

Pese a que para los medios nacionales estos días sólo exista Cibeles, coincidiendo siempre con la pasarela española se celebra la semana de la moda de Londres. Y allí se coló la primera dama británica para alucinar con los cuerpos esqueléticos de algunas modelos y dejar claro que ella sobre estilo también tiene algo que decir.

Samantha Cameron escogió una chaqueta camisera beige de Osman, una blusa blanca de Whistles, un pantalón pirata negro y sus zapatos favoritos de Zara (a los que andan por Cibeles, única firma de moda española que se conoce en el resto del mundo).

Para la inauguración de una exposición en homenaje al diseñador británico Alexander Mcqueen, la primera dama se atrevió con una preciosa falda negra de piel (su marido es del partido conservador, así que se lo puede permitir en cierto modo) por debajo de la rodilla y con ligero vuelo, zapato de tacón, camiseta blanca y americana ceñida.

——————————————————————————————————————————

Samantha Cameron and the LFW

While Spanish media these days there is only Cibeles, always coinciding with the catwalk is celebrated Spanish fashion week in London. And there the first British lady to deceive with the skeletal bodies of some models and clear on the style she has something to say.

Samantha Cameron chose a beige shirt-jacket of Osman, Whistles’ white blouse, black pirate trousers and favorite Zara shoes (from those who walk by Cibeles, the only Spanish fashion brand known in the rest of the world).

For the opening of an exhibition in tribute to the British designer Alexander McQueen, the first lady with a nice bold black leather skirt (her husband is the conservative party, so she can afford in a way) below the knee and with slight flight, shoe heels, white t-shirt and black jaquet.