Rajoy revisa su manicura

Si la foto de Angela Merkel con un guante de fregar retretes trajo cola, la del presidente español revisando su manicura (comprobando la roña que se haya podido acumular en sus zarpas o escogiendo la próxima uña que será víctima de su ansiedad) tampoco tiene desperdicio. El momentazo se produjo ayer en la clausura del Círculo de Economía de Sitges. Tanto rascar para sacar dinero de los lugares más recónditos es lo que tiene…

 

O la corbata o el resto del cuerpo del presidente español está torcido. Las melenas de Piqué... Arghhh!

 

Ana Boyer y Alonso Aznar en Cibeles

Que nadie se equivoque. No creo que sean pareja ni nada parecido (aunque cosas peores se han visto). Lo único es que coincidieron en el front row del desfile de TCN (vaya, ¿no habían más marcas? como odio a ese nombre…). En fin que la hija del ex ministro de economía, Miguel Boyer, y el hijo del ex presdiente del gobierno, Jose María Aznar, se sentaron codo con codo en Cibeles. Y tal inverosimil encuentro ha dado para mucho, incluso para que se hagan evidentes las diferencias de indumentaria entre una niña de socialista (jeans ajustados grises, botas de tacón, chaleco y camisa) y un niño de popular (trajeado para ir a una oficina y no a un desfile de moda. Tranquilo, en la pasarela española, la mayoría de sus organizadores van peores que tú).

Y las joyas desaparecieron

Lo advirtió hace dos años el presidente francés, nada de ostentaciones en el vestir de sus ministros durante la época de crisis. Pero la responsable de economía se ha saltado la recomendación y después ha pretendido solventar su atrevimiento con el truco del photoshop. Bueno, Sarkozy no le puede reprochar nada porque él también se valió del retoque para mejorar su figura.

En la portada de la revista Nouvelles du 12 aparece una imagen trucada de la ministra francesa de Economía, Christine Lagarde. Las joyas (pendientes de perla, pulsera y anillos) que lucía Lagarde gracias a un toque mágico de Photoshop han desaparecido.

El editor de la publicación, Jaques Kalifa, dijo que había pedido esa imagen a la oficina de Lagarde para la portada de la revista. Según éste, “quizás quería mejorar su imagen, y salir sin joyas puede beneficiarla”.

El timo fue descubierto por el periódico satírico Le Canard Enchaîné. Pero esta no es la primera vez que un miembro del Gobierno de Sarkozy hace trampa con su imagen. La que fuera ministra de Justicia en los primeros años del Ejecutivo, Rachida Dati, también jugó cons u joyas en una foto. Incluso el mismo presidente Sarkozy vio cómo perdía unos kilos de más gracias a las maravillas del retoque digital.