Che Guevara: ese que llevas estampado en la camiseta

«Es mejor caminar descalzo que robando zapatillas»

BSO Hasta siempre, comandante por Carlos Puebla

(Perfil incluido en Espejo de Marx, ¿la izquierda no puede vestir bien?)

Deseosos de exhibir tan valioso trofeo, hace hoy 50 años, los asesinos del guerrillero ordenaron a la enfermera que lavara, peinara e incluso afeitara al cadáver. Todo «para que no quedara duda» de que aquel cuerpo sin vida era el de Ernesto Guevara. Cuando llegaron los periodistas y los curiosos a contemplar el cuadro, la metamorfosis ya era completa. Coinciden los biógrafos que, sin pretenderlo, al presentar al caído con el torso desnudo y la cabeza ligeramente levantada, el ejército boliviano acababa de convertir a su principal enemigo en el mayor político del siglo XX. Con una mirada lúcida -motivada, tal vez, por la posteridad que le aguardaba- y una expresión burlona en su boca -quizá divertido por la ingenuidad de sus verdugos-, la última paz que exhaló el alma del muerto contribuyó irónicamente a tan cuidada puesta en escena. Si el símil estaba claro («el Cristo armado» o el «Cristo Rojo»), que su captor se adueñara de su Rolex y su pipa cumplió, una vez más en la historia, el presagio de la Sagrada Escritura: «Repartieron entre sí mis vestidos, y sobre mi ropa echaron suertes. Y así lo hicieron los soldados.»  Read More

susanadíaz

No sé cómo narices titular esto…

La presidenta andaluza cumplió el sábado con la tradición malagueña al visitar al Cristo de la Buena Muerte y al Cautivo. En la primera instantánea, al cuadro de Susana Díaz -con la virgen y el cristo- se le unía la Legión; y en la segunda, Banderas y las Campos. Pese a todo, lo que más miedo me causó al contemplar las imágenes fue el atavío que se enfundó la socialista para la ocasión: vestido rojo (lo más progre de la estampa y quizá del PSOE), blazer blanco, medias color carne y cinturón de argollas doradas (no veía uno desde 1998).

PD. Muchas gracias a@jndlpz por mostrarme esta imagen a través de @SalidaPorLaIzq.

cristo

 

susanadiaz2

El Cristo de Cospedal

Aunque la meteorología mande lo contrario, es tiempo de procesiones. Y ahí va también el político, a la caza del favor divino. Ayer le tocó el turno a la presidenta de Castilla-La Mancha que se animó a llevar a hombros la imagen del Cristo de la Caridad en Ciudad Real (será que en su tierra, con tanto recorte, no marchan tallas). El atuendo de costalera de la secretaría general del PP consistió en un pantalón marrón, chaqueta cruzada azul marino, pañuelo over size a rayas y cola de caballo (en la cabeza…). Ni rastro de la mantilla. Con lo bien que le queda. Banda sonora

 

En su estreno como presidenta de Castilla La Mancha (2011), Cospedal lució mantilla, peineta y perlas (dudo de su autenticidad) en el Corpus Christi de Toledo.