Verano político

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Dedicado al alcalde de Granada

Ayer, el alcalde de Granada dijo (ante un grupo de jóvenes estudiantes) que a diferencia de los hombres, “las mujeres cuanto más desnudas, más elegantes”. Sólo por la apariencia del popular (y también por sus palabras), entiendo que el término “elegancia” debería desterrarlo de su vocabulario. Y es que José Torres Hurtado desconoce una de los principios básicos de la elegancia:”insinuar en vez de mostrar”. Aquí, algunos ejemplos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Rajoy se marca un Femen

Mariano Rajoy lucía hoy dos chapas de inspiración mod pero con los colores de Extremadura que ha popularizado Monago. Además de la bocanada de modernidad -tono irónico-, lo que me ha llamado la atención es el momento Femen del presidente del gobierno: se le marcaba un pezón bajo la camisa. Y no es que tenga yo algo en contra de los pezones o los pechos -ni siquiera los masculinos-, pero esto le pasa a una mujer y estaríamos comentándolo durante años. ¿Os acordáis de como se ofendieron los ingleses con Carla Bruni, cuando era primera dama de Francia, por no llevar sujetador debajo de su ajustado vestido?

En fin, esta asunto se soluciona vistiendo una camiseta imperio de algodón bajo la camisa (ellos); usando un sostén adaptado para cada tipo de escote o un cubre pezón de látex -supongo que funciona pero me parece un poco exagerado- (ellas); o dejando de satanizar el cuerpo humano, pechos y pezones incluidos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.


 

Patry

Políticos en bañador

Como cada verano, los medios de comunicación se han mostrado ansiosos por cazar a nuestros dirigentes públicos en paños menores o, en su defecto, en bañador. A nosotros nos encantan este tipo de instantáneas porque sirven para humanizar al político. Y es que sin su escudo habitual -es decir, sin el traje y la corbata- nos da la sensación de que pierden parte de su poder (excepto Barack Obama que aún saliendo de la playa sigue siendo el presidente de los EEUU). Para todos los demás, ya sabemos, en el agua de mar, todos los defectos y virtudes conseguirán salir a flote.

PD. Mil gracias a mi querido Quique Falcón por su arte y su paciencia.

Bruni viaja a Roma para reivindicar el color morado

Aunque no tengo muchos más datos, esta fotografía de Carla Bruni fue tomada ayer en Roma coincidiendo con el pontificado de Francisco. La ex primera dama francesa, modelo y ahora cantante lucía un vestido de color Bruni -morado- de raso y sin mangas con media y zapato oscuro y bolso malva. Ante la expectación de las cámaras, la esposa de Sarkozy accedió a posar  y se retiró las gafas. Tenía frío, a juzgar por su pezón. Pero cualquier cosa a cambio de robarle algo de protagonismo a todos esos cardenales que ayer peregrinaban por la capital italiana.  ¡Por Dios, cómo hecho de menos a esta mujer! ¡Que la fiche Francisco para los coros!